La Reflexión: Sólo palabras...

Por: Cesia Carrillo Clemente.

Las palabras pueden ser fáciles de pronunciar pero como se dice: Se las lleva el viento. Haciendo alusión a la falta de Congruencia que hay tras ellas.

Déjame retirar lo dicho, eso de que las palabras son fáciles de pronunciar. Supercalifragilísticoespiralidoso no es tan fácil. Aunque la realidad etimológica recae en que es una invención pero para algo tiene sentido.

Esternocleidomastoideo, sí es una palabra con una raíz etimológica seria, por así decirlo , es difícil y no carece de sentido aunque quizá para quienes nunca hayamos escuchado esa palabra , en realidad es un trabalenguas.
Las palabras. Muchas veces esperamos que alguien nos diga algo. Esperamos escuchar esas palabras de la persona correcta. Quizá muchos nos puedan decir lo mismo, pero hasta cierto punto, si no provienen de esas persona que queremos, carecen muchas veces de sentido.

Por otro lado, muchas veces hay emociones y sensaciones que no sabemos expresar. Por más que busquemos las palabras correctas, es un fracaso total. Simplemente una sola palabra no le da el sentido a lo que sentimos.

Puede que nos enfrentemos a estar frente a la persona que queremos, que dice lo que queremos oír, pero simplemente no sabemos interpretar. ¡Qué confuso es todo! Cuando presumimos estar en una era global de la comunicación, de lo que más carecemos es precisamente eso. Comunicación.

En un mundo donde todos tenemos algo que decir, debemos saber que antes tenemos la obligación de escuchar. En un mundo donde hay mucho que expresar, debemos hacer conexión con nuestra mente y corazón antes de hablar. En un mundo donde parece que la comunicación se ha confundido con sólo información, debemos esperar la respuesta.

Las palabras tienen poder. Sí. Pero no como un mantra. No se trata de decir mil veces que voy a despertar siendo millonaria y así será de la nada. Se trata de Congruencia, más allá de las palabras. Congruencia con la mente y el corazón. La sabiduría y la inteligencia. Las emociones y las decisiones.

La vulnerabilidad de nosotros como seres humanos hace que nuestro estandarte al fracasar en sostener algo que dijimos, sea: Soy humano. Es totalmente aplausible cuando nuestras palabras las cambiamos al ser valientes y decidir mejorar nuestras acciones. Cuando decimos palabras necias y lastimamos a otros; o cuando las palabras de otros nos persiguen desde siempre diciendo que seremos “buenos para nada”. O algo más agresivo, cuando nosotros mismos nos saboteamos alardeando de nuestra popularidad tras hacer cosas que nos afectan. Sí, se necesita valor para salir de la connotación de esas palabras y buscar una mejor definición de nuestra vida.
It’s only words…. Cantaban los Bee Gees. Son sólo palabras.

Ya basta de sólo hablar por hablar. Por más difícil e impronunciable que sea, vivamos en congruencia con lo que decimos. Digamos las palabras que necesitan oír los demás. Esas palabras que los afirmen y sean de bondad. Omitamos las palabras sin razonar más allá sobre el daño que podamos causar. 



Imagen Ilustrativa: Internet
Compartir:

Copyright © Variedades | Powered by Blogger
Design by SimpleWpThemes | Blogger Theme by NewBloggerThemes.com